Hablemos de: Lovely Complex.

13 nov. 2013



¡Hola, caracolas!

¿Qué tal? Yo aquí en casa, con el tobillo torcido y sin poder andar... *snif, snif*

Pero bueno, gracias a eso tengo más tiempo para poder estar por aquí :D

Hoy os traigo una “reseña” especial. Estos días he estado enganchada (completamente viciada) a un anime japonés, y hoy, que lo he acabado, voy a contaros una cuantas cositas de él. (Creo que me estoy volviendo una friki... en el buen sentido de la palabra)



El anime se llama Lovely Complex, y si queréis, lo podéis ver por YouTube subtitulado (no sé si lo habrán traducido al español, pero yo lo he visto subtitulado. Me gustan más estos dibujos con las voces originales). Consta de 24 capítulos todos ellos de unos 23 minutos aproximadamente.

Lovely Complex nos habla de Risa, una chica que es altísima comparada con la gente que la rodea, y de Otani, un chico que, al contrario, es muy bajito comparado con los demás chicos. Risa mide 1,72 m mientras que Otani mide 1,56 m.

Lovely Complex es un shojo, es decir, un anime dirigido especialmente a jóvenes, normalmente a chicas. La verdad es que tengo que admitir que este anime me ha gustado muchísimo, y me he reído un montón con él.

En los 24 capítulos que componen el anime, recorreremos todos los sentimientos que tiene nuestra protagonista femenina, que también es la narradora. Pasaremos por el odio, la confusión, hasta acabar con un sentimiento bastante diferente... que supongo que podéis adivinar.

Hablemos sobre los personajes.

Risa (o Koizumi) es un chica que tiene complejo de estatura. Es muy sentimental, graciosa y atenta con la gente que quiere. Ha sido mi personaje preferido sin dudarlo.

Otani es un chico que, como Risa, tiene complejo de estatura. Él y Risa al principio no se llevan bien (el uno se burla de la otra por la altura y viceversa), pero al final acaban haciéndose amigos. Otani también me ha encantado, pues es muy tierno y gracioso, y no sé, que me ha gustado mucho.

A Risa y Otani los tratan como una pareja de comediantes al estar todos los días peleándose y gritándose el uno al otro.

En la serie hay otros personajes secundarios como los amigos del instituto, pero no voy a hablar de ellos porque los que de verdad interesan son los protagonistas.
En definitiva, Lovely Complex es un anime tierno y divertido, con unos personajes muy característicos, no es una pastelada (eso me ha gustado. Odio las pasteladas), unos diálogos que me han sacado más de una sonrisa y/o carcajada. Si cuando te aburres y no sabes qué hacer, te recomiendo que lo mires, pues es un anime cortito y muy intenso y perfecto para cuando uno se deprime. Además, nos enseña que se puede hacer cualquier cosa por amor, y que el físico no es lo más importante para una relación. Cien por cien recomendable.



1 comentario:

  1. Este tambien lo he visto y me ha encantado veo que compartimos gustos jejeje estare pendiente de tu blog.

    Malahores

    ResponderEliminar